Publicado el Deja un comentario

Luz

Filtramos la luz con los sentidos, pensamos que percibimos la realidad tal cual nos llega, sin tener en cuenta el proceso distinto de cada estímulo que nos llega. Sin reconocer que nuestros sentidos no captan las distintas realidades, en base a distintas creencias, emociones, pensamientos…

Cuando entra en juego la intuición, el sexto sentido, observándose una proyección desde fuera de tu ser, escuchando los sonidos, los silencios, viendo imágenes, situaciones, desde un plano cenital exterior a tu propio ser, incluido en tu esencia, desarrollándose,nos hace más conscientes.

Intuición pura, en el grado de meditación alcanzado, esperando y consiguiendo ver la inteligencia anterior al evento. Me entran dudas sobre el libre albedrío y el destino y llego a pensar, que todo está escrito y aun así tenemos opciones de escoger un camino u otro, aprender de las emociones, cambiar y mejorar los valores, filtrar los pensamientos, desechar y recomponer creencias, darles una evolución con una visión más amplia del mundo, entender e integrarse en culturas distintas.

La intuición pura ayuda, a captar las esencias. El desarrollo de uno mismo crea un reflejo, el autoconocimiento ayuda a saberse unico en un universo de infinitas variables, en consecuencia infinitas incógnitas. Saberse ínfimo hace recordar y pensar que el valor de la escala humana cuando se habla de energías se queda atomicamente grande y cosmicamente pequeña. La cuestión de hallar cada mundo en equilibrio con el ser, el espíritu, la intuición, los sentidos, el pensamientos se vuelve una tarea complicada si no se consigue fluir en los mares de ideas lleno de nebulosas.

Seguimos los pasos de la música, respiramos la contaminación de las metropolis, donde no hay tiempo ni lugar a pensar los caminos que se toman.

Sigo los silencios que te conectan con fuentes de inspiración. Pongo en marcha un mundo de ermitaño entre meditaciones, liberaciones de miedos y de ansiedad aún conociendo la oscuridad. Decían los griegos, dame un punto de apoyo y moveré el mundo, pues bien, en mi estrella tengo el punto de apoyo, que me hace avanzar, desarrollarme, reconocerme iluminado, me hace luchar por un mundo mejor. Sentir prana, energía vital, en cada realidad, en cada respiración, momento, atrayendo un futuro, asegurando un hogar, protegiendo a mis seres queridos, haciendo despertar una luz en cada camino que siga avanzando espiritualmente.

Desde la luz, desde los colores, desde los sentidos, con una intuición mejorada con cada plano de ondas cerebrales, visión en la oscuridad Encontrarme a mi ser en mi adn y en mi cosmos. Viajando en mis galaxias de palabras. Ahora parece que mi mundo interior arranca hacia un viaje de luz donde poder ser reconocido. Lleno de autocuidados, bienestar en compañía, desarrollo espiritual, físico, mental. Fe.

Luz que me guía, llévame a un mundo donde mi palabra tenga el valor de ser libre, respetuosa, firme, directa, protegida.

Luz que me guía, llévame a un mundo donde emoción, pensamiento, acción, sentido, dirección, sentimiento, sean uno contigo, y pueda aprender del camino del sol, donde pueda aprender, crear, creer, crecer, ser uno en tu luz con la visión, con la esperanza en que los buenos, bellos y justos momentos llegarán. Desde mi plano terrenal hasta las estrellas.

Publicado el 12 comentarios

Esencia

En la Luna lucirán lunáticos alucinando, en el Sol solo quedará soledad, en la Tierra enterraremos los sentimientos esperando a que alguna parte de nosotros no muera del todo y así nuestro cuerpo dejará a nuestra mente y a nuestro corazón la esencia en un plano invisible para nuestros sentidos, para que esa esencia no se pierda diremos que vivimos en otras personas hasta que se pierda tras el paso de varias generaciones, supongo que por eso escribo, te escribo, para no perderme del todo, para que me encuentren la esencia en cada palabra, como se sintetiza el oxígeno, como la presión crea el diamante, como que en este pulso quiero hacerme más longevo de lo que mi vida me permita sin aires de grandeza, con palabras. Porque me gustaría darte vida, compartir la mía, porque me gustaría llegar a tus sentidos para quedarme.

De mi esencia se puede decir que fui valiente, valiente al compartir, paciente junto con otras muchas más cualidades y te hablo para que puedas conocer aspectos que yo descubro al escribir, que los tengo enterrados en lo profundo de mi ser, porque parece que somos capas de personas, de relaciones, de vivencias, de momentos, de experiencias, de lecturas, de rutinas, de trabajo, arte, somos capas de soledad compartida y yo en estos textos parece que me quito una capa y me pongo otra, creando un nuevo ser como si esculpiera vida para que solo quede esencia y puedas reconocerla, porque me parece que todavía no conoces toda mi esencia y eso hace que te note distante en tu vida, solo somos soledad compartida en momentos en los que somos capaces de quitarnos las capas y quedarnos a solas en un abrazo, a ti, que no he podido darte todos los que he querido, a ti que somos capaces de entendernos en miradas, intuyo, escribo, comparto, creo y dejo que disfrutes un momento donde te puedo decir que te quiero acompañar y hacerte sentir arropada, cuidada, protegida, cuando todo falla, cuando todo es rutina y duda, cuando todo parece que va a una velocidad que no corresponde con la velocidad de la vida.

Los pequeños detalles cuentan y te regalo pequeños esfuerzos al dejarme capas y crear capas, al aislarme y salir al mundo para que me lean cuando no quiero que se pierda la confianza, cuando trabajo tanto mis emociones para que entiendas que estoy seguro de lo que siento porque lo siento en cada día que pasa. Me encuentro distinto en el mismo sitio a una velocidad diferente de la del resto de la gente, enfrentándome a mi mente, solo por compartir y crear algo que esté fuera de los límites de la imaginación, para hacerte sentir una esencia libre de ruidos, libre de tiempos pasados, de capas. Estoy aquí para dedicarme a ti, porque sin ti no sería yo, la relación que podamos crear la vas a elegir tu y yo estoy aquí para mostrarte un camino, de superación, de cuidados, de lucha constante entre palabras e ideas, para que medites leyendo.

Estoy aquí para pedirte calma, encuéntrame en tus sueños, en tu descanso, encuéntrame en momentos divertidos, al respirar, creando, compartiendo mi soledad contigo para vivir un poco mejor de lo que me deje la vida. Puedes conocer mi esencia cuando quieras compartir tu soledad conmigo, que yo estaré ahi para ayudarte en la medida que pueda escuchándote sin que nos moleste los ruidos, ni las capas, ni el pasado, a solas con la Luna, el Sol, aquí en la Tierra, para hacernos eternos en un momento que quizás se pase en un microsegundo, en un segundo, en un minuto, en una noche o en un día, pero se que si pudiéramos compartir nuestras esencias podríamos enfrentarnos a cualquier momento en esta vida, porque la eternidad sería muy aburrida sin ti, así que mientras me lees espero que puedas descubrir un mundo nuevo de emociones en tu interior y que sepas en esta distancia que nos separa, en estos tiempos que nos separan, que solo soy una gota en este océano de gente, que puedo ser cenizas y que puedo ser un fénix, puedo ser un mito, que razono cada día un poco más, un solitario que contigo estaría y sería más feliz, que la felicidad está en tu mirada, en tu compañía y tu tiempo, en tus gestos y caricias, porque así comparto mi soledad. Espero que puedas sentir mi esencia y ver que no tengo otra cosa para ofrecerte, pero pienso que eso es suficiente, que así se debería ver la gente, en esencias, así nos olvidaríamos de odiar, de problemas, de violencia, de ignorancia, de juicios sin sentido, pero para eso hace falta algo más que los sentidos, para eso hace falta perder la razón y volver a construirla, hundirse y volver a flotar, caer y levantarse, pero creo que no todo el mundo está preparado para tanta caída.

Soy mucho más de lo que te puedo expresar, no estoy en el tiempo y la distancia que nos separa, estoy en un puente que construyo hacia tu corazón con cada palabra con cada momento que quieres compartir conmigo, no estoy en el tiempo y la distancia que nos separa, estoy en tu emoción, en tu sentimiento, en tu atención, en tu momento y quiero ser feliz a tu lado haciéndote feliz. Si puedes sentir una gota, puedo iluminar tu corazón. Si puedes sentir una gota, puedo calmarte la ansiedad, la frustración, el odio y el pasado. Si puedes sentir una gota, quiero escribirte toda mi vida para que sepas que no me voy a ir, no soy de los que abandona tan fácilmente y pienso que ya lo sabes, si puedes llorar una gota de tristeza, puedes salir adelante sin hacerte daño, si puedes llorar una gota de felicidad, puedo cuidarte solo con mis palabras. Si puedes sentir otra gota es porque no me quiero ir de tu vida. No se cuantas gotas has dejado caer en mis textos, pero mi esencia está ahí, en tu felicidad. Si puedes sentir una gota, estoy en el Sol en la Luna y en la Tierra.