Publicado el Deja un comentario

Voz interior

Apaga la tele, deja las notificaciones, te pones a leer y escuchas estas palabras en tu pensamiento. ¿Se llama lectura o locura?, ahora tienes una voz interior en tu cabeza al leer esto y no sabes si es tu voz leyendo mis palabras en tu pensamiento o mis pensamientos en palabras con tu propia voz interior. Dime qué es, lectura o locura…Voz interior.

A mi me han encerrado por pensar, han intentado doblegar mi espíritu con medicamentos, apagar mi voz interior de mi pensamiento con ingresos y medicamentos, pero a esto lo llamas lectura y a lo que tengo yo lo llamas locura. Por esto mi enfado es diario, mi enfado está fuera de este planeta, cuando lo único que necesitaba es descansar. Una serie de pensamientos fluyen ahora por tu cabeza y no sabéis cuánto os habéis equivocado conmigo. ¿Quién no se ha hecho daño a uno mismo alguna vez?,¿dime quién?…

Mi voz interior no la pueden apagar, porque es mi espíritu, mi pensamiento, mi ser, tu ahora ya no sabes si estás palabras son locura o lectura, pero sigues teniendo esta voz interior que te lee este texto en tu cabeza.

Mi enfado es diario, a mí me han encerrado por pensar, por saber que se compran y se venden vidas en este mundo, por saber que os estáis matando y decirlo a tres médicos, pero claro soy yo el loco, el que tiene una visión global de un mundo globalizado en su interior. Mientras sigas leyendo este texto seguirá apareciendo en ti esa voz interior en tu pensamiento diciendo todo lo que está escrito aquí. Bienvenidos a mi mundo donde puedo hablar con mi voz interior y pienso que es solo otro nivel de pensamiento, más despierto, más consciente, pero como no lo entendéis lo llamaréis locura. Por esto mi enfado es diario, por esto quiero que me pidan disculpas todos los médicos que me han dicho que estoy enfermo, cuando lo único que tengo es a mi espíritu, mi voz, mi pensamiento, mi análisis, mi discernimiento. Exijo como mínimo unas disculpas de los médicos al demostrar que todos tenemos una voz interior, tan fácil como leyendo en silencio, sin articular palabra, tu mente ya está leyendo mi pensamiento, porque te lo escribo, tan fácil como esto.

Son demasiados años ya siendo un experimento de los médicos, cuando han jugado con la química de mi cuerpo y pienso que soy yo el único que debería decidir lo que entra y sale de mi cuerpo. Solo es cosa mía, es mi cuerpo.

Me ven enfermo y me quieren zombie, quieren que deje de pensar, quieren que deje de plasmar mi voz interior en sus cabezas con mis textos. Y tú, ¿cómo lo llamas, lectura o locura?. Vosotros os dedicáis a dejar de pensar, a ver a una persona quince minutos al mes cada tres meses o cada mes y pensáis que conocéis su vida, a leer un historial de malinterpretaciones y malentendidos, y juzgáis y medicáis solo viendo un nivel de angustia vital en quince minutos, si no menos tiempo. No tenéis ni idea de mi vida, así que me gustaría que leyeran este texto todos los psiquiatras del mundo y se preguntaran si ellos mismos no tienen esta voz interior que lee estas palabras, que razona, que piensa.

La verdad es que no sabéis qué hacer conmigo y pienso que el método ensayo error que aplicáis ya está desfasado para este nivel de pensamiento. Este es mi espacio de libertad. Ahora ya podréis debatir y juzgar, pero si juzgáis seréis juzgados. No podréis nunca apagar mi voz interior ni mi libre pensamiento, por mucho que me queráis dormido.

Hecho demostrado de que todo el mundo que sabe leer tiene una voz interior, luego habrá gente que no sepa leer o que no sepa pensar y esos son los peligrosos, los que llaman locura a tener una voz interior, pero ellos también la tienen, sorpresa, ahora dale otra vuelta al texto y busca el fallo, busca el fallo de mi pensamiento. Pero claro, mi voz interior no se puede enfadar… No tenéis ni idea del daño que hacéis y de las familias que habéis roto. Mi voz interior, mi pensamiento, este que tu estás leyendo ahora, es mi libertad y no me la podréis quitar..

Publicado el Deja un comentario

Redes emocionales

Esto es como ver la oportunidad en la crisis del estado crítico, del pensamiento crítico, donde están los períodos de belleza de escritura, escondidos en la soledad de las palabras que no llegan a ver la luz desde mi pequeña red. Esto es como ver una telaraña desde el espacio, en esta red de satélites que no se ven a simple vista.

Cómo ver esa red desde arriba y desde abajo para poder sentir la misma sensación de estar atrapado entre los grillos transistores, y las moscas microchip. Llevar encima más de un chip y solo dar señales de humo, la naturaleza de las ondas no recogidas en las inhibiciones, la naturaleza de las ondas no recogidas en las exhibiciones del alma.

Me pregunto a veces, para quién escribo si nadie es capaz de ver mi pequeña red, ni desde lo alto ni desde lo bajo. Me queda pensar que estoy creciendo cómo un árbol al cual dejaron su semilla entre las dunas de un desierto, fuera de mi hábitat natural en una habitación natural, la cual parece un saco roto de palabras que se caen al suelo como un paquete que tiras cuando recibes un regalo. En este saco roto de palabras quiero tejer mi red para sostener a mi persona en un estado mental, emocional y espiritual más grande que la propia red de satélites. A la vez me siento tan comprimido, hasta el punto de estar oprimido. Hasta el punto de querer salir a ver mundo y estrellas estando encerrado entre casa y hospital durante diez años. Con la poca compañía que me queda. Supongo que ahora todo el mundo siente lo mismo y es que nadie te soluciona la vida por mucha fe que tengas en la humanidad y sus logros.

Cada vez que me enfrento a la pantalla es para adquirir un poco de conocimiento, ya sea desde mi intuición, mi acción o mi no reacción, mientras que la mayoría de las personas se ponen delante de la pantalla para criticar, yo me enfrento a mi mismo para resolver mis crisis y sacar un pensamiento más crítico, más analítico. Con la coherencia de mis actos presentes con mis palabras y hechos, dejando a un lado las circunstancias y pensando fuera de la caja. Pensando la idea de ayudarme para poder ayudar a los demás y que cuenten conmigo, aunque sea solo para una escucha atenta que no juzga, en la que trasciendo la dualidad del bien y el mal. Sin dejar mi base infantil de curiosidad y discernimiento para poder crecer en un mundo cada vez más individualizado y personalizado que despersonaliza a las personas, les pone una etiqueta y las deja aparcadas. Estoy dejando de buscar culpables y quiero arreglar este presente con toda la fuerza de estas palabras en esta pequeña red.

Espero que alguien pueda ver los hilos de esta tela desde el espacio, el hilo de esta vida, para cuando llegue mi hora de volar pueda hacerlo sin complejos ni traumas, aunque me rompa desde dentro cada día que pasa. No pierdo la esperanza de que alguien pueda captar mi presencia y mi esencia cómo algo único. En un presente que no volverá, en un estado mental tranquilo, emocionalmente alegre, espiritualmente conectado, esencialmente renovado y puro.

Desde la pequeña llama de mi vida quiero proteger en la lectura a las personas que estén perdidas.

Escuchando a mi vida en esta etapa nueva, escuchando atentamente, escuchando los sonidos del presente que quiere crecer, los ecos del pasado donde estuve bien, la resonancia de un futuro que quiero imaginar, soñar y materializar. Está por ver si algún día disfruto escuchando mi vida, al igual que siento la energía del presente. Me gustaría escuchar el fuego de mi vida cuidando las almas cercanas que me acompañan para contarme sus historias, me gustaría escuchar el aire de mi vida donde se vuelan todos los daños y sufrimientos, me gustaría escuchar el agua que compone mi cuerpo renovándolo en cada proceso, me gustaría escuchar a la tierra de mis sentimientos dónde una mujer quiera crear una vida a mi lado, con toda la paciencia y fuerza de crecimiento.

Me gustaría escuchar el vacío que dejo cuando me voy de las vidas de otras personas, el silencio y que puedan sentir cómo me acerco con nueva energía, lleno de experiencias y aprendizajes que fluyen hacia el punto exacto, el lugar exacto, el momento exacto, las matemáticas del amor resueltas en las ecuaciones llenas de variables completas, donde cada problema mental tenga solución, donde cada problema emocional tenga solución, donde cada problema lo podamos resolver escuchando vidas. Y aquí escucho. Soluciono, resuelvo, con el resultado de la escritura.

Cada vez que me enfrento a la pantalla hay un sufrimiento y una esperanza, un dolor y una cura, un laberinto y una salida, un deseo y una desesperación, un aislamiento y una entrega, un respiro y un ahogo. Un sin sentido y una razón para seguir escribiendo.

Escuchar mi vida para poder seguir hacia un presente en el que respire alegre cada segundo, para despertar conciencia, para que entiendan la infinita cantidad de realidades que vibran y se pueden escuchar desde el vacío del alma liberada en una sinergia con los hábitats donde se puede crecer y avanzar hacia la paz y el amor.

Desde esta pequeña red que no se ve en el espacio, desde este pequeño hilo de bits que voy tejiendo para crear mentes despiertas que me acompañen y me guarden en sus corazones.

Publicado el Deja un comentario

Estigmas

No me ayudes a luchar contra los estigmas, eso significaría crear un conflicto para curar una herida, ayúdame a curar las heridas, ayúdame a sanar los estigmas, no quiero estar en conflicto con la sociedad por tener una marca o una etiqueta, cuando en cada texto renazco y renace una nueva persona en mi interior. Ayúdame a curar, a restablecer, a recuperarme, a crear, a inventar y aprender, no busco conflictos, solo soluciones, apoyos, verdades. No me llames radical como algo violento cuando radical viene de la raíz y esto viene de la raíz de mi fuente de inspiración. Pienso que hay que romper con la programación lingüística que nos imponen desde que nacemos y aprender y conocer a hablar desde el respeto y el reconocimiento, el reconocimiento del trabajo emocional de cada individuo que ha sufrido en sus carnes el ser un fallo del sistema. Ayúdame a romper con los conflictos y las luchas, y en esta vida si algo nos ha enseñado la pandemia es a buscar la cura por encima de cualquier raza, sexo o religión. Mientras he buscado mi cura en mis orígenes me han dicho que estaba mal, y que no se puede volver al pasado pero no se cuantas generaciones llevo detrás mía luchando para estar como estoy, no sé cuanto mal he heredado ni cuanto bien, ni genética ni psíquicamente, pero basta ya de luchar contra el pasado y no pensar en arreglar el presente, en cambiar los roles establecidos para que todos podamos vivir sin etiquetas, sin marcas negativas o estigmas, las heridas se curan, pero mi ruptura interior no la veis porque no soy capaces de ver nada más que a un individuo aislado de la sociedad, al cual si averigua alguna verdad lo encierran, lo destierran o le aplican la ley del hielo. Cansado de manipuladores del lenguaje donde lo que escriben sirve solo para comprar y vender vidas a la carta en el gran negocio de la guerra, en el gran negocio del conflicto, de la lucha, que ya desde pequeño nos enseñan que la vida es una lucha y no somos capaces de salir de esa dualidad de estar bien o estar mal, estar sano o enfermo, estar cuerdo o irracional, y razón llevo cuando te dicen que tienes que ser independiente y eso significa estar dentro de una dependencia, yo quiero ser autodidacta y construir un futuro en cada presente, en cada segundo. Esta vida no debería ser una lucha para ganar a nadie, esto se trata de aceptar y construir, proteger y cuidar, reconocer que puedes ir andando sin miedo, liberado y con ganas. Salir de lo bueno y de lo malo porque al final solo quedará la luz y en esta luz que viajo quiero comunicar que tengo toda la ilusión del mundo por crear mi estrella y ver que puedo iluminar a otros corazones que siguen en la lucha. No sé ya si escribo desde mi propio ser unificado con el universo, pero cada vez la sociedad tiende a aislarse más porque no saben que hablar ni que decir ni que comunicar, cuando solo se fijan en una etiqueta o en un fallo, y yo me fijo en mi interior para poder crear desde mi dolor un mundo en equilibrio, estable y en el que puedas confiar. Cúrame los estigmas, las marcas, las heridas, sana las luchas y aprende a convivir con un ser milenario que lleva no se cuántas vidas luchando para poder decirte esto. Ojalá que puedas ver más allá de un enfermo, de un paciente, de un muerto y veas una vida nueva en este texto.

Publicado el Deja un comentario

Mito

Escribo para salir del mito de mi vida, hay mucha gente que no sabe que su vida es un mito y hay mucha gente que lo sabe y que no sabe salir de él, escribo para vencer a Cronos, Kairos y Aión, escribo para que este instante sea perfecto y pueda vencer mi mito, en mi vida he sido el que todo lo puede, el que no vale para nada y aquí sigo luchando, donde rompo el círculo, donde aprovecho el momento, donde no acumulo nada, solo soy este vacío que esta lleno de vida en soledad, también rompo mi soledad contigo, yo interiormente estoy creciendo descubriendo mitos, rompiendo con la eternidad y lo efímero, rompiendo lo que se repite y se estanca, avanzo otro milímetro, avanzo otra palabra, hacia la plenitud del vacío, hacia ese lugar al que ya no voy a volver y solo existe en mi recuerdo traído al presente, para desecharlo, o para encariñarme con el, no lo se, depende del recuerdo.

Esta vida que me avanza cuando empiezo a darme cuenta que está el bien, está el mal y está el que está decidiendo todo ese bien y mal por mi, quiero pensar que sigo siendo libre y en mi pequeño margen de movimiento puedo llegar a tu corazón para mejorarlo, para que no cometas mis errores, para que estes lleno de luz mientras te escribo desde la oscuridad en la que desafío a los dioses, en la que quiero romper mi mito, salir de él, transformarlo y cuidar y proteger todo lo bueno que siento, pienso y tengo. Y te tengo en mi corazón porque quiero que te des cuenta que no soy lo que me han impuesto, ni lo que he sido, ni lo que creen que soy, soy un ser que se averigua a ser, que consigue cambiar su vida con estos pequeños textos en los que mi amor que es lo mas grande que tengo he conseguido dedicártelo quizás algunas veces mejor que otras, quizás otras veces no tanto, pero desde que tengo la perspectiva de quererte y cuidarme todo va mucho mejor, asi que con esto quizas tengas en cuenta que observo, empujo, me paro, siento, disfruto, creo, pienso, vivo, salgo del tiempo y me quedo en tu mente, salgo de mi y me quedo en tu momento, porque yo en este momento imagino que tu abrazo es el mejor acontecimiento del mundo y ahi me quedo.

Rompiendo mitos y recuerdos, dioses y tiempos, círculos eternos, donde me escapo de mi y llego a ser ese que te dice, no se que vendrá, pero quiero que vengas tu conmigo y en este amor podamos salvarnos de todas las ideas que nos deseen mal, de todas las envidias, la tristeza y el dolor innecesario, porque llegados a este punto se que solo me queda querer a los míos y ayudarles a salir del mito de sus vidas donde ven las horas como algo que se escapa, se gasta y se muere, vengo aquí para dar toda la vida posible, única e irrepetible, irremplazable y querida, vengo aquí para dar vida que se vive en cada instante y no queda nada más que una primera vez de leer esto, donde despues si quieres repetir ya no será la misma sensación porque estoy rompiendo mi mito con cada palabra y haciendo crecer nuestro amor con cada palabra, para que si hubiera algo que se tenga que quedar sea este amor por los míos, por ti, por toda la belleza que quiero disfrutar a tu lado. Por todo el amor que me habéis hecho sentir. Por toda la protección que quiero que os den mis palabras. Por toda la seguridad de que si no hay nada seguro puedas saber que te quiero y que gracias por hacerme entender que no hay dioses ni demonios que puedan asustarme cuando escribo, porque me averiguo a ser.

Publicado el Deja un comentario

Tu sonrisa

Seguiré imaginando nuestras noches viendo las estrellas en tus ojos, viendo la luna en tu corazón, viendo cometas en tus sonrisas, viendo toda tu luz en la oscuridad, brillando como un nuevo universo en tus caricias, recibiendo tu calor en cada pequeña palabra que dices para guiarme por el camino del amor más grande que no puedo imaginar.

Cuando tu cuerpo y el mío se entrelacen para fundirse en una calidez que quema todo el hielo dejado por relaciones pasadas, en una llama que devora todo el frío de la tristeza que marcó el pasado, esa llama imaginada vive ahora e ilumina nuestra naturaleza con tanta naturalidad que imagino todos mis sentidos centrados en tu ser para que consigas sentirte más querida que nunca, para que consigas sentir que cada parte de mi está hecha para amarte como nadie lo ha hecho. Imagino nuestras noches y nuestros días como un camino donde puedo acompañarte para darte la dosis justa de cariño, empatía, amor, paciencia, respeto, dulzura, sensibilidad, tiempo, distancia, calidez, libertad, riqueza, emoción, pasión, razón, conciencia, espera, compañía, sentido, placer, aventura, alegría, para darte la dosis justa de verdad, realidad, sueño, tranquilidad, seguridad, confianza, escucha, donde mis palabras te lleven al punto de gozar la vida como nadie ha hecho contigo, donde mis palabras sean las mismas caricias que encuentres cuando me veas otra vez y en un abrazo pueda decirte todo lo que me haces imaginar, sentir y soñar, para decirte que mi corazón quiero que sea tuyo para darte toda la fuerza de mis latidos en tu vida para afrontar cualquier cosa.

Porque tu sonrsia puede calmar cualquier tormenta, puede despertar cualquier desierto, puede bañar de alegría de vida a cualquier tristeza. Porque tu sonrisa es lo más bonito de mi mundo, es puro amor que destruye cualquier depresión, es una obra de arte que podría pasar años observando y no dejaría de sorprenderme. Sorpréndeme otra vez cuando me leas, cuando me escuches, yo me sorpendo cada vez que pienso en ti y te dedico mi escritura, mi sueño eres tu.

Quizás alguna noche aparezcas para quedarte y podamos vivir toda la aventura que es conocernos en unos momentos que jamás olvidaré. Olvidarte no está en mis planes. Prefiero vivirte en mis textos, en mis recuerdos, en un café, en un paseo, en un mensaje. Cuando tu prefieras vivirme, dímelo y viviremos como se vive en la comodidad de un abrazo agradable, en un apoyo continuo que pueda construir el camino que quiero imaginar a tu lado.

Voy a hacer magia con mis palabras para que veas que podamos tocar el cielo con nuestros espíritus si nos unimos, para que veas que la chispa está encendida en nuestras sonrisas cuando nos vemos.

Me voy a perder en mis ideas para que llegues a entenderme, me voy a perder en toda la idea del amor que quiero sentir junto a ti, para que algún día descubras que he dejado todo y te he encontrado a ti, que solo me quedan palabras para llegar a tu corazón y espero que sea suficiente.

Me voy a perder pensándote imaginando todo lo que podríamos ser. Podríamos ser ese paseo en la playa, ese viaje en coche escuchando música, esa escucha donde nos entendemos y nos curamos, nos cuidamos y avanzamos hacia otra idea de apoyo, podríamos ser ese café por la mañana donde nos ponemos al día, ese café por la tarde donde nos quejamos de la mañana y aun así nos reímos, esa cena en un sitio nuevo donde esté rica la comida y podamos repetir, ese momento cuando te acompaño a casa, ese mensaje de buenas noches quiero repetir me lo he pasado genial, esa mañana en la que sientes suaves rayos de sol que te activan, muchos momentos de descubrir lugares y entendernos a base de reírnos. Podríamos ser un infinito de cosas agradables que te quiero hacer sentir en pequeños detalles en constante cariño y cuidados. Me gustaría poder vivir este loco mundo contigo y sentir que podemos mejorar, que podemos estar tranquilos en una mirada,en una sonrisa, así de rápido quiero llegar a tu paz, quiero formar parte de ti.

Tus ojos son un lugar donde me siento muy cómodo, tus manos son un hogar, tus labios son una nube donde puedo volar, tu costado me calma si me recuesto como si tuviera la mejor almohada del mundo, todo tu cuerpo es tan perfecto que solo muestra la belleza de tu energía y tu energía es donde me siento querido, donde me siento a gusto, donde no me importaría acompañar mis días, donde puedo sentir que me ayudas.

No te imaginas el bien que me haces y yo solo intento mostrarte una pequeña parte de este en estas palabras. Puedo pasar las horas pensando en ti, doy gracias por haberte conocido, por haber coincidido contigo en esta vida porque me das toda la fuerza para compartir lo bonito que es sentir por ti.

Si me lees todo es más fácil, tengo un corazón lleno de ganas de quererte, que se cura en esta espera, que late más fuerte cada vez que te ve, mi corazón te dedica mis latidos, así das vida y quiero ser vida para ti.

Me haces sentir que puedo construir una historia bonita entre los dos. No hay nadie como tú, todo lo que pienso y escribo es lo que me gustaría sentir a tu lado, mi deseo de quererte y protegerte aumenta.

Eres mi sueño y mi libertad, mi amor mi pasión y mi paciencia, eres mi alegría donde veo como la luz es tan bonita como tu sonrisa, como puedes iluminarme con tan poco, como puedes romper mi tristeza, todos los daños son más pequeños y fáciles de manejar si te siento cerca, porque me das toda la fuerza para centrarme en lo más bonito de mi vida, que eres tú.

Tu sonrisa, un Universo lleno de vida, una vida en tus labios, la felicidad en tus besos, tu sonrisa una razón para vivir, probar tus labios es el cielo, probar tus labios es no querer otros, probar tus labios sería el mejor viaje hacia el amor, de tu sonrisa al beso y del beso a tu sonrisa, de un Universo lleno de vida a la felicidad del cielo, de la felicidad del cielo al Universo donde me gustaría vivir.

Publicado el 195 comentarios

Ritual

Escribo esto para que sea un ritual, luna llena, vida nueva, paz emocional, felicidad, tu tacto, mi ser bailando a tu mirada, hechizado en tu sonrisa de alegría, atracción a tus labios de estrellas, vivir tu amabilidad, mi respeto y mi fuerza me liberan, amo tu ser, tu vida, tu felicidad, tu alegría, tu corazón me guía, tu mente me ayuda, tu espíritu me hace brillar como nunca antes, escribo esto para que sea un ritual y cada luna llena pueda recordar que a tu lado siento vida, estoy latiendo gracias a ti, me salvas, gracias, termino imaginando tu abrazo, me sana, sueño despierto.

Publicado el Deja un comentario

Ruinas

No se cuantas veces me han roto el corazón, no se cuantas veces me lo he roto yo, no se a cuanta gente se lo rompí yo, si quieres hacerme compañía déjame que no me duela.

Depresión, ansiedad, realidades paralelas, cuánticas, tengo demasiado en la cabeza como para no pensar, como para no dejarlo escrito.

Si quieres hacerme compañía déjame que no me duela, porque tengo tantos miedos como opiniones, y lo gracioso es que no me da miedo decirlo, tengo tanto valor como para dejarlo en ti.

Tabaco, horas de espera, salas de tiempo cambiando personas que no están preparadas para leerme, salas a solas donde la soledad es música y el silencio maestro y castigo, salas a solas donde imaginar tu sonrisa y tu mirada para volverme loco sin ti, sin ella, sin él, sin mi, sin vosotros, sin nosotros, sin ellos ni ellas, sin, todo sin, con humo, con el tiempo de sobra para ajustarme a tu tiempo justo, para quitar importancia a las cosas, para que me quites importancia, todo esto mientas evoluciono por dentro, desde el alma, eso que también se puede perder, eso que ya no veo en los ojos de la gente tras los velos de la maldad en cada tono de vuestras voces y gestos. Cansancio.

Cansancio emocional, cansado de que se me queden tus emociones negativas en mi y tu puedas con ello y yo tenga que replantearme y salvarme mi vida entera en cada microsegundo, en cada micromensaje, en cada microcosmos infectado mientras limpio el mío, de ti, de mi, de él, de ella, de vosotros, de nosotros y de ellos y de ellas. Limpieza de humo, de temblores, de frío, de arrogancia, de ver el mundo cara a cara y ver su enfado mientras devuelvo una sonrisa para curarme y curarte, pero perdóname si no quiero sonreír porque me agoto en cada gota que no cae de mis ojos, no me hace falta nadie para sufrir, no me hace falta nadie para ser feliz, elijo en cada pulso que escribo. Puede que me canse de dedicar un mundo feliz cuando estoy admirando las ruinas de la historia que no me hace falta conocer, pero sonreiré, ya sea de dolor o de alegría, si vas a hacerme compañía, déjame que no me duela.